Golpe sobre la mesa

Volver

C.D. Olite F.S. 6-3 C.F. Gazte Berriak

 

Llegaron las 18:00 del sábado y con ello el sonido del silbato que indicaba el comienzo de un partido entre dos rivales directos que, al igual que el disputado en Ansoáin en la primera vuelta, se iba a saldar con una trabajada victoria para los nuestros.

El quinteto inicial fue el formado por Garde bajo palos, Andoni, Diego, Iker y Jorge. Los primeros minutos estuvieron marcados por las imprecisiones debido, entre otros factores, al desliz que ofrecía la pista. Los locales comenzaron con una presión en media pista que poco a poco se iba adelantando y fruto de ello llegaron las primeras ocasiones. Primero Diego y posteriormente Iker robaron balones próximos al área, pero ninguno de los dos acertó a marcar.

Pero pronto, cuando apenas se había disputado un minuto de juego, Jorge cazaba un rechace a disparo de Diego e iba a ser derribado dentro del área, lo que propició una pena máxima que Diego iba a ser el encargado de transformar, engañando totalmente al arquero.

El primer tanto local, en lugar de un chute de adrenalina, supuso todo lo contrario. En un saque de esquina visitante, un error en defensa significó el empate en el marcador, ya que el balón llegó al segundo palo donde un jugador del Gazte remató a placer, sin que nada pudiese hacer Javi. Duro golpe para los nuestros y 1-1 en el marcador con solo 3 minutos disputados.

Poco después, una jugada desafortunada en ataque a favor se transformó un gol en contra. Una pérdida de balón y una rápida transición acabaron en un potente disparo lateral que se iba a colar en la portería de Garde. El 1-2 subió al luminoso. El equipo visitante, que vestía de verde, poco más ofreció en la primera mitad.

Los locales, con más corazón que cabeza, trataban de darle la vuelta a la situación, pero no estaban acertados de cara a gol. Varios disparos lejanos eran frustrados por defensa y portero, jugadas que parecían prometedoras acababan en la pared de ladrillo,... Santos iba a tener la más clara, estrellando el balón en la cruceta cuando todo el pabellón cantaba gol.

Cuando el resultado parecía que iba a permanecer inmóvil, en el último minuto de la primera parte un inspirado Luis se fabricó una magnífica jugada que acabó con un disparo cruzado raso que supuso el 2-2. Así se iba a llegar al paso por vestuarios. Un jugador ya no iba a volver a saltar al campo. Ése era Gil, que poco antes del final de la primera parte iba a caer lesionado.

Tras el descanso, el equipo de Olite no salió del todo metido al partido, y como en alguna otra ocasión, recibió gol en los primeros instantes de segundo tiempo. Una pérdida de balón en la salida supuso un 3 contra 2 que llevaron a cabo a la perfección. Balón al segundo palo y remate preciso para batir en esta ocasión a Julen, dibujando el 2-3 en el marcador.

El gol hizo reaccionar a nuestros chicos, ya que tras algún momento de dudas comenzaron de nuevo a llegar al área visitante. Tras varios intentos, en los que de nuevo la fortuna no estaba presente, llegó un córner.  Una jugada ensayada y una buena ejecución significaron el 3-3 a los 11 minutos de la segunda parte. Piter la puso al primer palo, Fano se anticipó al defensa con la puntera y los de Olite consiguieron el merecido 3-3.

Un minuto después, una buena salida de presión y varias paredes entre Irañeta y Fano desarmaron a la defensa de los de Ansoáin. El balón le llegó a Javi y a la segunda consiguió anotar el 4-3. Eran los mejores minutos de los de negro.

El Gazte Berriak, lejos de dar el partido por perdido, sacó el portero-jugador y dispuso de claras ocasiones, pero la figura de Jurío emergió para mantener viva la ventaja. También el Olite F. S. contó con varias oportunidades de aumentar la renta.

En uno de los ataques del Gazte, Jorge consigue robar  un balón y con todo el campo libre y con Luis acompañándole a la carrera, juega para éste, quien finalmente se la devuelve y así Santos introdujo el 5-3 cuando quedaba 1 minuto para la conclusión del partido. El gol fue muy protestado por los jugadores visitantes por el origen de la jugada.

Cuando el choque parecía visto para sentencia, nuevamente en un saque de equina, Luis lanzó directo y el balón golpeó en las piernas del portero significando el 6-3 final.

El equipo demostró ganas, tuvo capacidad de reacción y obtuvo la recompensa en forma de 3 merecidos puntos, continuando así con la buena dinámica. Desde estas líneas desearle suerte al Gazte Berriak en lo que resta de temporada y una pronta recuperación a Rubén Gil. Por último, agradecer a todas las personas que nos transmitieron todo ese calor que necesitábamos en el gélido polideportivo y animar a los que no bajaron a que se acerquen el próximo día. Muchas gracias a tod@s.

 

 ¡¡AÚPA OLITE F. S.!!

Os dejamos el vídeo resumen del partido para que lo disfrutéis

  • Instagram Social Icon
  • Facebook App Icon
  • Twitter App Icon
  • Icono social de YouTube